¿Cómo adaptar tu postura para dormir durante tu embarazo?

por | 1 Jun 2020 | 0 Comentarios

¿Por qué adaptar tu postura durante el embarazo para dormir?

Tu postura a lo largo del embarazo cuando duermes es importante.
Lo habrás quizás notado ya, puede que no estés cómoda, que des muchas vueltas, te incomoda no poder dormir boca arriba o abajo si era tu postura para dormir antes del embarazo.

Además de cuidar tu postura para tu calidad del sueño, si adaptas tu postura podrás evitar muchas molestias, como los dolores en lumbares, la acidez, el desconfort con tu respiración…

El primer trimestre es más llevadero al nivel de tu postura durmiendo, estás todavía más ágil, pero puede que tu sueño esté alterado por las preocupaciones, ideas fijas que te vuelven a las 3 de la mañana y no pegas ojo..

En este caso, te aconsejo de probar el audio de Hipnoparto, o otro tipo de audios que te ayuden en encontrar un sueño más profundo y generador.

Si experimentas molestias físicas durante el día, piensa que tu postura durmiendo puede tener un impacto real sobre esas molestias y te ayudará en reducirlas.

En las sesiones prenatal, es un tema que me gusta mucho explicar para ayudar a la futura madre en encontrar su propia receta al nivel postural y que lo podamos probar juntas.

¿Qué usar para dormir durante el embarazo?

Es muy probable que tengas ya comprado un cojín de embarazo para dormir.
Es una buena opción para tu postura, pero te diré una cosa:
Somos todas diferentes, y aún más durante el embarazo.
El abdomen, o barriga, o panza, (según como lo llames), tiene o tendrá un volumen propio, de porte más alto, más bajo en cada mujer.
Con las molestias que una puede experimentar, de las cuales las más típicas se concentran en los lumbares, parte superior del cuerpo (cuello, hombros), dolores en caderas, el cojín se vuelve bastante irrelevante, o no tan eficaz, ya que es posible que no sujete suficiente tus piernas cuando duermes.
Aún así el cojín es útil y se puede aprovechar.

No hace falta que compres más cosas, simplemente adaptamos el grosor del cojín enrollando una toalla o manta alrededor para que tenga más altura y un poco más de firmeza.
Y como todo en la vida, es probar que grosor te sujeta mejor y te permite descansar tus lumbares.

Para mis sesiones en prenatal uso un Bolster, es un cojín de yoga, firme pero agradable para dejar descansar la pierna.

 

Dormir en embarazo

Si te fijas en la foto, la futura madre está acostada de lado, la pierna que toca el suelo, estirada, y la otra pierna descansa sobre el Bolster.
No tiene el Bolster entre las piernas.
Esta postura permite equilibrar tu columna y permite que tus lumbares descansen, dando una apertura de la pierna superior agradable y de apertura natural.

Igual ahora estás pensando que tú duermes con el cojín entre las piernas.
Está muy bien.
Piensa que hay una diferencia de peso entre tu cojín y un bolster por el tipo de relleno.
No conviene dormir con un Bolster entre las piernas por el sistema circulatorio, te pesaría demasiado, no conviene para nada.

Te invito a que pruebes de dar un espesor suplementario a tu cojín con una manta, notarás la diferencia y podrás tenerlo puesto entre las piernas.

Si el cojín no te alivia del todo, puedes comprar un Bolster que tenga un diámetro de 20cm.
Existen muchos modelos en el mercado, de rellenos distintos, de colores las que tú quieras y de precios distintos.
Te dejo un enlace de uno que probé estando en Menorca, me dio buenos resultados al nivel de longevidad de uso y una muy buena acogida de parte de las madres.
El que uso ahora es de la marca Bodhi Yoga, estoy muy contenta con mis bolster.

El Bolster tendrá su utilidad también durante tu Postparto.

Podrás seguir usándolo para dormir, pero sobre todo para dar el pecho a tu bebé.
Tumbada de lado, un brazo debajo de tu cabeza, la pierna descansando sobre el Bolster.
Esta postura es perfecta para la lactancia y perfecta por si has tenido una cesárea.

¿Qué pasa si no puedo dormir de lado durante mi embarazo?

Es muy común durante el embarazo de no poder acostarte de costado por varias razones.
Puede que tengas acidez o se te duermen los dedos y manos, lo que molesta bastante o bien te mareas y necesitas estar media reclinada para dormir.

Muchas madres me lo comentan, tienen que pasar la noche durmiendo en el sofá para no molestar a su pareja y tener una armada de cojines para ayudarles en su postura.

Lo que te aconsejo es de poner tu cojín de embarazo por debajo de tus rodillas. 
Puedes mejorarlo con el truco que di más arriba, de enrollar una manta al cojín y que tenga más espesor o optar por la compra del Bolster y dejar descansar tus piernas con más comodidad.

Eso te permitirá relajar tu zona pélvica y tu abdomen (barriga), ya que no estarás estirada del todo. 

Última recomendación:

Si experimentas dolores físicas agudas o molestias durante tu embarazo, no dudes en consultar a profesionales.
No te quedes con dolores. 

Un saludo! 

Escrito porVirginie Jaume

Posts relacionados

Comentarios

0 Comments

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Escríbeme!

¿Prefieres que te llame?

Para continuar por favor tienes que aceptar nuestra política de privacidad

11 + 14 =

Tu Quiromasajista Perinatal

en Barcelona

Sesión Prenatal
Logo mammaproof

Pin It on Pinterest

Share This